Vídeo: ¿Tiene sentido comprarse el nuevo Apple Watch Series 6?

Lo hemos probado para hacer deporte y estas son las 9 claves que lo diferencian.

Juanma Montero prueba el nuevo Apple Watch Series 6

Edición tras edición en Apple tienen claro que su reloj inteligente tiene que ser más útil de cara al cuidado de la salud y todos los años se implementan nuevas funciones y rasgos para que sea más deportivo. En esta última edición, con el sistema operativo watchOS7, vas a encontrar todos estos rasgos, mejorados o nuevos respecto de los de la versión anterior, el Series 5.

  1. Evaluación de los niveles de oxígeno en sangre. Un nuevo sensor pulsioximétrico permite poder estimar tu porcentaje de oxígeno en cualquier momento, un dato interesante cuando haga actividades en altitud. Tarda unos segundos en llevarse a cabo y, por nuestra experiencia, hay veces que le cuesta más y que no realiza la medición a la primera. Además de este dato os recordaremos que ya en la versión anterior te podías hacer un electrocardiograma con el Apple Watch, con una gráfica apta para uso médico. 
    Con el Apple Watch 6 puedes comprobar tu nivel de saturación de oxígeno en sangre en cualquier momentoo sangre
    Con el Apple Watch 6 puedes comprobar tu nivel de saturación de oxígeno en sangre en cualquier momento
  2. Altímetro activo todo el día. Te permite ver la altura constantemente en la pantalla. En el Apple Watch tienes infinidad de posibilidades de customización del aspecto, con carátulas diferentes y eligiendo los datos que se muestran y el de la altitud es uno de los más atractivos para los que hacemos deporte. 
    El altímetro con registro permanente es otro de los nuevos rasgos de la última evolución de los Apple Watch.
    El altímetro con registro permanente es otro de los nuevos rasgos de la última evolución de los Apple Watch.

     

  3. Pulsómetro más preciso. Con el nuevo sensor pulsioximétrico se ha aprovechado para incorporar un sensor óptico más exacto, buena noticia. Hemos usado el Apple Watch 6 con mucho movimiento, como ocurre al correr, y sus registros eran casi idénticos a los de un pulsómetro con banda de pecho. También funciona a la perfección nadando, su sensor óptico no se ve afectado por el agua, con tal que tengas la precaución de ajustarlo muy bien a la muñeca y su GPS registra con sorprendente precisión la distancia si lo usas en aguas abiertas. 
    La parte posterior del Apple Watch 6 es totalmente nueva, con el sensor de saturación de oxígeno y un sensor de pulsaciones más preciso.
    La parte posterior del Apple Watch 6 es totalmente nueva, con el sensor de saturación de oxígeno y un sensor de pulsaciones más preciso.

     

  4. Mayor autonomía usando las funciones de entrenamiento. Es otra de las mejoras interesantes, con GPS más Glonass y midiendo pulsaciones tienes hasta 7 horas de autonomía, que bajan a 6 h si tienes la versión con eSIM (teléfono independiente de tu móvil). Si entrenas en interior, que no hace falta el GPS, la batería llega hasta las 11 horas. Son datos de autonomía inferiores a los de cualquier GPS deportivo de gama media, pero el Apple Watch juega en otra liga, ofrece muchas más prestaciones como reloj inteligente que un GPS convencional, incluyendo la de teléfono en la versión con SIM virtual.
  5. Pantalla 2,5 veces más brillante que la del Apple Watch Series 5. Sobre todo lo hemos notado a pleno sol, que es cuando las pantallas de este tipo más sufren y menos se ven, a diferencia de las transflectivas que aumentan el contraste cuanto más sol hace. El Apple Watch 6 se ve muy bien con mucha luz, aunque algo peor que una pantalla transflectiva a color. Lo compensa con una mejor visibilidad con luz exterior media y baja.
  6. Control de sueño con su propia aplicación. Es una función interesante que parece mentira que no haya llegado hasta esta edición con una aplicación propia de Apple cuando hace años que cualquier monitor de actividad la ofrece. Para hacerse esperar tanto nos sorprende que solo nos de como dato el tiempo que hemos estado durmiendo, sin diferenciar ciclos de sueño, ni decirte si tu sueño ha sido agitado o tranquilo, es demasiado básica. Por suerte hay aplicaciones de terceros para el Apple Watch, que sí que te dan esa información extra. Lo que sí hace el reloj inteligente de los de Cupertino es ayudar a que te relajes antes de irte a la cama, rastreando tus hábitos de sueño, poniendo el iPhone en modo no molestar y bajando el brillo de la pantalla. Los datos de sueño se integran en la app Apple Health y de ella recibes consejos y un resumen de tus hábitos de sueño, además consejos para cargar la batería antes de irte a la cama. La carga es muy rápida, un 80% en apenas una hora, para que lo puedas tener puesto toda la noche.
  7. Funcionamiento general más rápido. Con su nuevo chip U1 y un procesador de doble núcleo muy similar al del iPhone 11 notamos que aguanta mucho mejor la multitarea, puedes tener muchas aplicaciones abiertas sin que se ralentice y todo se realiza a gran velocidad.
  8. Navegación mejorada con rutas en bici en la app Mapas. No tienes más que decirle a Siri dónde quieres ir y de qué forma (en coche, a pie, en transporte público o en bici) y tu Apple Watch te mostrará la ruta y el tiempo estimado de llegada, en su mapa y con indicaciones escritas. Con bici te muestra también el perfil de altura. En teoría, muy interesante, en la práctica hay muchas ocasiones en las que nos decía que “no se podía calcular la ruta en bicicleta al lugar elegido”, y no estábamos en ninguna autopista, hablo de rutas dentro de la ciudad. A revisar por Apple esa funcionalidad que todavía no va como debería con las bicicletas, aunque igualmente diremos, como con la app Sueño, que hay muchas aplicaciones de terceros en la App Store de Apple que ya integran navegación específica para bicicleta.
  9. Entrenamientos personales con Apple Fitness. Es la nueva funcionalidad que implementará Apple a fin de año, y ofrecerá sesiones de HIIT, ciclismo, cinta de correr, remo, fuerza, yoga, baile, core y relajación consciente, a cargo de entrenadores destacados por una cuota mensual anunciada en 10 dólares USA. Verás a tus entrenadores en tu iPhone, iPad o Apple TV integrando los datos de pulsaciones y movimiento de tu Apple Watch. 

En definitiva, con esta última evolución tenemos un Apple Watch más deportivo y más próximo al enfoque de cuidado de la salud, un reloj inteligente con GPS y registro de frecuencia cardiaca que puede contentar a la mayor parte de usuarios que buscan un dispositivo para tener control de sus actividades y sus entrenamientos. Si lo comparas con los gama media de Polar, Garmin, Suunto, Coros…de precio equivalente verás que palidece en aspectos como la autonomía o la funcionalidad específica de entrenamiento pero ofrece a cambio rasgos que no te da ningún GPS deportivo.

El Apple Watch Series 6 más básico cuesta 429 €, si lo quieres con teléfono incorporado (versión Cellular) tienes un Apple Watch Series 6 desde 529 €.

Archivado en: