Las mejores posturas de yoga para principiantes

Os dejamos 4 posturas perfectas para empezar a disfrutar de yoga, ¡atentos principiantes! Pero no os descuideis veteranos, porque nunca está de más repasar para pulir técnica
Xuan-Lan de Yogalan/Instagram: @xuanlan_yoga/Fotos: Jordi Lopez -
Las mejores posturas de yoga para principiantes
Las mejores posturas de yoga para principiantes

 

 

El verano es tiempo de relax y descanso, y hacer yoga es una forma de mantener la forma y relajar la mente. Te proponemos estas 4 posturas de yoga para principiantes que puedes hacer en cualquier lugar para empezar a disfrutar de los beneficios del yoga cada día.

Tiempo: Mantén las posturas durante 30-60 segundos o de 5 a 8 largas respiraciones


1. Perro boca abajo, Adho Mukha svanasana

¿Cómo se hace? Desde la postura a 4 patas, eleva la cadera para formar un triángulo equilátero con tu cuerpo apoyando manos y pies en el suelo. Lleva el peso hacia atrás llevando las nalgas al cielo y empujando los talones de los pies  hacia el suelo. La cabeza debe estar relajada con el cuello alineado con la espalda y los brazos estirados, presionando las palmas y dedos de las manos en el suelo.

¿Qué te aporta? Abre y estira la espalda, los hombros, los brazos y las manos. Estira los músculos de las piernas y pies: isquiotibiales, gemelos, tendón de Aquiles y arcos plantares de los pies. Promueve la relajación, alivia la presión sobre la columna vertebral, axilas, piernas y pecho.

2. Postura del héroe, Virasana

¿Cómo se hace? En la primera variante, siéntate sobre tus talones, con las rodillas dobladas y la espalda recta, las manos sobre los muslos y la mirada al frente. Si no puedes aguantar la postura, separa las rodillas y coloca una manta plegada entres tus piernas para sentarte encima. La variante competa más difícil es sentarte entre tus pies, con las nalgas en el suelo y las rodillas paralelas.

¿Qué te aporta? Abre las rodillas, estira los muslos, los tobillos, empeines y los pies.

3. Postura de la luna creciente, Anjaneyasana

¿Cómo se hace? Flexiona la pierna delantera sin que la rodilla sobrepase la línea del talón. Con la rodilla de atrás en el suelo, estira la pierna trasera. Estira los brazos por encima de la cabeza sin tensar los hombros.

¿Qué te aporta? Aumenta la fuerza y la estabilidad en la pelvis y las piernas al mismo tiempo. La postura también estira los tendones de la corva y los flexores de la caderas.

4. Postura de la pinza, Uttanasana

¿Cómo se hace? Con los pies separados a la anchura de la cadera y las piernas rectas, dobla el cuerpo hasta donde llegues, mantén la cabeza espalda y cuello relajados,

Si tienes flexibilidad y tus manos tocan el suelo o los pies, trabaja la flexión desde tu centro, con las piernas estiradas y sin tirar de los brazos. Si no puedes apoyar las manos sobre la espinilla, intenta alargar la espalda desde el sacro.

¿Qué te aporta? Estira la parte posterior de los muslos, nalgas y baja espalda y ayuda a evitar lesiones por acortamiento de los isquiotibiales.




Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

Ecuestre e Ifema Madrid Horse Week te ofrecen la oportunidad de asistir a la Copa del...

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...