Video: el cambio automático para bicis que no necesita baterías

Su funcionamiento es totalmente mecánico, sin saltos de marcha y consigue una desmultiplicación espectacular: de x0.5 en la marcha más suave a x6 en la más rápida

El cambio automático para bicis que no necesita baterías
El cambio automático para bicis que no necesita baterías

Un invento que nos ha sorprendido, aunque su mecanismo no tenga nada de novedoso, es muy similar al de un variador de los ciclomotores, ¿te suenan los Vespino? Fue un exitoso vehículo que nació nada menos que en 1968 a cargo de un ingeniero español: Vicente Carranza. Pues este cambio automático de bicicleta actual, invento inglés, hace lo mismo que el de un Vespino pero con la ligereza y simplicidad como premisas principales.

Un sistema realmente sencillo
Todo el mecanismo del cambio automático Peyman queda integrado bajo una carcasa bastante discreta

Lo primero que nos llama la atención es la enorme capacidad de variar de marcha, la amplitud que abarca no la consigue ningún cambio actual, con una relación de 1200%. En la marcha más corta, la de subir, consigue que con un giro de los pedales la rueda trasera dé solo media vuelta (desmultiplicación 0,5) mientras que en la marcha más larga, la de bajar y rodar rápido, llega a dar 6 vueltas completas con cada pedalada. Como referencia, cuando SRAM puso en el mercado su famoso monoplato Eagle de 12 velocidades con un cassette de 10x50 atrás presumía de un 500%, relacion que superó años más tarde al crear la gigante corona de 52 dientes (520%) pero que palidece al lado de este monstruoso porcentaje de más del doble conseguido por el cambio Peyman. 

El cambio automático Peyman consigue una desmultiplicación superior a la de los cambios convencionales actuales
El cambio automático Peyman consigue una desmultiplicación superior a la de los cambios convencionales actuales

El sistema consigue un cambio de marcha continuo, sin saltos, que se va incrementando o reduciendo a medida que lo necesitas por su sencillo sistema centrífugo CVT (Continuous Variable Transmission), le sirve absolutamente a todo el mundo independientemente de su condición física por su enorme adaptabilidad, no hace falta accionar ninguna palanca así que es perfecto para los niños que están empezando y que absolutamente siempre se quedan cortos de desarrollo en las subidas duras con sus bicis infantiles de solo un plato. (Reflexión adicional que me viene a la cabeza: ¿Algún día hará alguna marca una bici de niño con las marchas que necesita para su nivel de fuerza?) 

El sistema Peyman no requiere de grandes dosis de ingeniería, así que presumiblemente cuando llegue a la producción en masa debería ser barato y se puede montar prácticamente en cualquier bicicleta, si eres un poco manitas o tienes un mecánico de confianza. Por su estructura, está todo integrado sobre el buje trasero, no necesita de cables, mandos, desviadores, dobles platos... así que se simplifica mucho la mecánica.

Más información aquí: https://www.peymancvt.co.uk/

Asi funciona el cambio automático de bici Peyman CVT

 

Los mejores vídeos