Las 10 razones para que tú también empieces a tomar avena

Rica en proteínas (con casi todos los aminoácidos esenciales) y en un tipo especial de fibra que nos protege cardiovascularmente y que además es muy saciante, por lo que nos ayuda a controlar la glucosa y a evitar los "picoteos" entre las comidas. Además, nos aporta ácidos grasos no saturados y es una buena fuente de vitaminas del grupo B.

https://www.youtube.com/embed/98ZJHgIqWJ0

1. Es una gran fuente de minerales y vitaminas

Una ración de 50 gramos de copos de avena integral aporta el 25% del fósforo diario, el 20% del magnesio, el 15% del hierro, el 50% del manganeso y el 22% de la vitamina B1.  Además también nos aporta en menores cantidades otros minerales como potasio, calcio, selenio, silicio, cobre y cinc y vitaminas E, B2 y B3, así como numerosos antioxidantes y antiinflamatorios como las avenantramidas de las que hablaremos a continuación.

2. Ayuda a equilibrar el colesterol por su contenido en fibra soluble

Los betaglucanos de la avena ayudan con el "colesterol malo", en parte reduciendo la absorción del colesterol que aportan otros alimentos. Además, las  avenantramidas pueden contribuir a evitar la oxidación del colesterol, sobre todo si al ingerir la avena lo hacemos unido a alimentos ricos en vitamina C como la naranja, el kiwi, etc.

3. Reduce los niveles de azúcar en sangre, muy recomendada en diabetes

Estimula la actividad del páncreas, y es una fuente de energía de asimilación lenta, y de fibra. Por esto se recomienda a diabéticos no insulino-dependientes ya que nos ayuda a estabilizar el azúcar en la sangre. Para este objetivo es especialmente interesarla incorporarla en el desayuno.

 4. Aporta energía de larga duración para deportistas

 

5. Previene las enfermedades cardiovasculares

Es sin duda una de las virtudes con las que más se relaciona a este cereal. Y la clave está es las avenantramidas. Si nunca has oído hablar de ellas, son unos polifenoles que prácticamente sólo se pueden encontrar en la avena. Y estos antioxidantes además de frenar la oxidación celular, controlan nuestra presión arterial y son anti-inflamatorias. Según ha podido estudiarse, se debe a que las avenanantramidas favorecen la dilatación de los vasos sanguíneos al aumentar la producción de óxido nítrico.

6. Es digestiva, facilita el tránsito intestinal y evita el estreñimiento

 

7. Ayuda a perder peso y controlar el apetito por su efecto saciante

El contenido en hidratos de carbono de la avena es similar al de otras semillas, alrededor del 60%. Se trata en su mayor parte de polisacáridos de absorción lenta, que proporcionan mayor sensación de saciedad después de comer, y van aportando energía de manera moderada pero constante. Esto se potencia gracias a su riqueza en fibra. La avena es una excelente “herramienta” para evitar caer en la ansiedad que nos lleva a comer entre horas de forma desordenada.

8. Los betaglucanos de la avena refuerzan el sistema inmunológico

 

9. Mejora el funcionamiento del sistema nervioso

La vitamina B1, el calcio y los alcaloides (indol, trigonelina o avenina) refuerzan el sistema nervioso a la vez que favorecen la capacidad para relajarse, concentrarse y prevenir el agotamiento mental. 

10. Es una fuente vegetal de calcio para la salud ósea y proteínas y aminoácidos

¿Has probado a hacer recetas saladas con avena?

Relacionado

¿Has probado a hacer recetas saladas con avena?

Las nuevas recetas de cereales

Relacionado

4 recetas con los nuevos cereales de moda: amaranto, trigo sarraceno, avena y cebada

Relacionado

Beneficios del consumo de aguacate en la dieta del deportista

Los mejores vídeos