La aventura es peligrosa, la rutina es mortal

Decimos adiós al verano y toca el momento de volver a nuestra vida “normal”. Parece como si fuera salir del oasis e iniciar de nuevo la travesía del desierto. Si tienes esta sensación, ¿no crees que ha llegado el momento de rebelarse y empezar con esos pequeños cambios que hacen una gran diferencia? Muchas veces es simplemente el miedo al cambio el que nos impide dar los pasos hacia la vida que realmente nos gustaría tener.
Fran Chico -
La aventura es peligrosa, la rutina es mortal
La aventura es peligrosa, la rutina es mortal
El pez chico se come al grande
El pez Chico se come al grande (blog de Fran Chico)

“No sé si me gusta más el periodismo que el deporte o al revés. He tenido la suerte de vivir en los dos mundos durante los últimos 30 años. Y espero no perder nunca el espíritu deportivo para afrontar la vida.“

Por supuesto que las circunstancias personales de cada uno marcan mucho nuestras decisiones pero muchas veces son sólo excusas para no afrontar esa situación de miedo porque no sabemos lo que hay a la vuelta de la esquina. Por eso, lo más fácil es seguir en la cómoda, pacífica e indolora rutina.

El otro día leí una frase que resumía bastante bien esta situación: “La aventura es peligrosa pero la rutina es mortal”. Y es muy cierto, la rutina es una muerte lenta que nos va apagando. Los que somos deportistas tenemos la gran suerte de contar con una herramienta fantástica para escapar de la rutina. Y es que el principal componente del deporte es la emoción.

El deporte te abre continuos escenarios para tener nuevos retos (y no hablamos de ir a correr el Maratón de Nueva York que cuesta una pasta…el escenario puede ser el parque de al lado de casa) que te permitan seguir conociéndote mejor, que te exijan dar más de ti, a la vez que tiene un componente social, de relacionarte con los demás, que es impagable. Y más aún en esta época dominada por las redes sociales y la fantástica e imaginaria vida de Instagram dónde todo el mundo es feliz (y filósofo también), una vida en la que vamos por la calle, en el ascensor o en el metro con la mirada baja pendiente sólo de la pantalla del móvil, en la que casi es peor que no haya wifi a que no haya oxígeno.

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Apúntate el 21 de noviembre en el calendario porque WellneX llega a Madrid, ¿vienes c...

¿Y si la mejor opción fuera un híbrido enchufable auto-recargable?...

La promoción es válida para toda la gama de Ducati y Ducati Scrambler 2019 antes del ...

Las claves de suplementación para conseguir un óptimo maratón y ayudar a tu cuerpo a ...

Descubre las ideas y acciones de compañías como ING, Basf o Mutua Universal....

La duda es más que razonable, pocos saben qué vehículo adquirir para tener menos rest...