Yo no hago nada más que levantar. No hago nada de cardio ni ningún otro deporte complementario

Interesantes declaraciones de Lydia Valentín que el sábado a partir de las 12 afronta el reto del Campeonato de Europa
Fran Chico -
Yo no hago nada más que levantar. No hago nada de cardio ni ningún otro deporte complementario
Yo no hago nada más que levantar. No hago nada de cardio ni ningún otro deporte complementario

 

Ayer en el periódico “EL Mundo” pudimos leer una estupenda entrevista de Orfeo Suárez a nuestra medallista olímpica en halterofilia Lydia Valentín. La deportista leonesa desvela muchos detalles interesantes de su entrenamiento con motivo del nuevo reto que inicia en su carrera, el Campeonato de Europa de halterofilia que se disputa esta semana en la capital de Rumanía.

De cara a la cita en Budapest Lydia ha entrenado tres horas por la mañana y tres horas por la tarde, a lo que hay que añadir el tiempo que pasa con su fisioterapeuta. Así seis días a la semana.

Lydia cuenta en la entrevista que su entrenamiento ha derivado a ser completamente específico. “Yo no hago más que levantar, aunque un día de dedique a la técnica y otros a unos movimientos concretos, pero siempre levantar y levantar. No hago nada de cardio, ni ningún otro deporte para complementar. Mi cuerpo está ya programado para una sola cosa. Hacer otros movimientos sería perjudicial. Hace 10 años corría y saltaba para potenciar la fuerza, pero cuando mi chasis ya estuvo preparado pasé a concentrarme únicamente en los movimientos. Lo otro sería arriesgado y me haría perder energías que concentrarse en el esfuerzo extremo”.

En la entrevista Lydia, que será el próximo sábado cuando compita en el Europeo de Bucarest, también comenta su régimen nutricional. “Como de todo, pero sano. Pocas cantidades y muchas veces. No puede ingerir cosas copiosas, porque una larga digestión me restaría fuerza. Pero al mismo tiempo tampoco puedes entrar en estado catabólico, es decir, sentir hambre, porque entonces es como si te quedaras sin combustible y te comieras tu músculo. Puedo comer hasta 7 veces al día”.

Lydia, cuyos récords son 124 kilos en arrancanda, 147 en dos tiempos y 268 en total olímpico, deja una reflexión final que es todo un mensaje de vida. “Amo el entrenamiento de fuerza, me hace sentirme especial, es un reto diario. SI los tienes, vives mejor”.

Te recomendamos

Ecuestre e Ifema Madrid Horse Week te ofrecen la oportunidad de asistir a la Copa del...

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

El espíritu de la maratón más internacional...