BUGABOO BUFFALO. Para 'peques' todo terreno

Por Antonio del Pino
admin_mpib -
BUGABOO BUFFALO. Para 'peques' todo terreno
BUGABOO BUFFALO. Para 'peques' todo terreno

Por Antonio del Pino

Si vas a ser mamá o papá, te adelantamos que el carro será con creces el accesorio que más utilizarás y al que más calidad le exigirás a corto y largo plazo. Finalmente será tu compañero prácticamente el día entero durante más de dos años. Si al intensivo uso que se le da a un carro para bebés le añades la actividad extraordinaria de una mamá y un papá deportista, entonces la máxima calidad ya no puede ser una opción. Antes del lanzamiento del Buffalo, Bugaboo ya era una de las marcas favoritas de muchos padres activos a consecuencia del éxito del modelo Cameleon, al que se le podían añadir unas robustas ruedas delanteras todoterreno  para ganar confort de marcha. Ahora llega al mercado versión más robusta y "Off Road", el Bugaboo Buffalo, que permite circular por caminos y terrenos más abruptos con total facilidad de paso.

ES MEJOR Y MÁS GRANDE

El nuevo Buffalo en realidad no sólo supera al Cameleon por sus dimensiones (es dos centímetros más ancho y siete más largo entre los ejes de las ruedas), también en términos objetivos de calidad. Es más resistente, está mejor acabado, es más funcional y en definitiva mejora la convivencia del bebé y los papás con su carro.

 

EL TEST, LA VIDA MISMA

Realmente no hay test más exigente para un carro que el propio uso de una pareja deportista con su bebé en la vida real, y eso mismo es lo que hemos hecho con el Buffalo: llevar a nuestro pequeño durante más de tres meses a todas partes (a veces por caminos antes intransitables con carrito) para disfrutar en su compañía de la naturaleza con una comodidad y seguridad que nunca creímos posible.

carrito-cesarlloreda--15

REGULACIÓN DE INCLINACIÓN

Con el Buffalo, Bugaboo ha mejorado casi todos los detalles que las anteriores versiones sí adolecían un poco. Ahora su montaje y ajuste es mucho más rápido e intuitivo, ya que el capazo ancla en unas guías más anchas que casi entran solas. Luego, la regulación de la inclinación ya no está en los laterales del eje de anclaje como antes, sino que se ajusta desde un discreto tirador en el extremo del capazo. Esto es muy bueno porque en el modelo anterior, si tenías que ajustar la inclinación con el peque subido al carro, tenías que mover todo su peso dependiendo sólo del giro de las muñecas. Cuando el bebé tiene un mes, no hay problema porque es como si el carrito estuviera vacío, pero cuando tu retoño alcanza un año y medio y los doce kilos, la maniobra se complica bastante. Ahora la inclinación del capazo del Buffalo se hace desde el extremo superior del capazo, que es el punto máximo de palanca, lo que reduce el esfuerzo de este ajuste a cero.

EL MANILLAR

La regulación de altura del manillar es infinitamente más cómoda que en el Cameleon, donde unas palomillas retenían las barras laterales del manillar por fricción y cuya eficacia dependía de la fuerza que tú mismo pudieras aplicar con tus dedos... Y que en invierno con las manos heladas hacía poca o ninguna gracia. En el Buffalo ahora se han empleado unos cierres rápidos de suave y precisa acción que quedan perfectamente integrados en las propias barras, reduciendo al mínimo el tiempo de ajuste y montaje con total suavidad y precisión, porque además ahora las barras tiene unos clicks predefinidos de anclaje para mayor seguridad. El manillar también presenta mejoras con las esquinas recubiertas por un refuerzo plástico que reemplaza a la anterior empuñadura de espuma que antes abarcaba todo el manillar. Con estos refuerzos en las esquinas, además de evitar que la espuma se deteriore con el roce de las paredes, han conseguido que el manillar sea más rígido y firme, lo que hace que el carro gane en precisión y solidez al intentar elevarlo para superar bordillos, sobre todo cuando los papás más altos llevan el manillar extendido al máximo con algo de carga en el cofre inferior, del que ahora hablaremos. El freno ya no está  en el manillar con un tirador,  sino en el pie izquierdo. Es más seguro, porque el sistema es de bloqueo y no de retención, ya no patina y no necesita mantenimiento, ya que el anterior de acción mecánica por cable, con el uso se destensaba. Cerrando el tema del manillar, en el Buffalo la espuma sólo ocupa la parte central y justo del centro de este sale la muñequera de seguridad, que es mucho más corta que antes y que apenas permite meter la mano si quieres llevar el carro con ambas manos, por lo que se sobreentiende que uso está concebido exclusivamente para las ocasiones en las que caminas con el carro a un lado utilizando una sola mano.

carrito-cesarlloreda--27

EL ARCO DE SEGURIDAD

El mismo diseño que han utilizado en el manillar lo han aplicado en el arco de seguridad del capazo. El sistema de anclaje del arco es muy superior al anterior, ya que ahora los extremos son articulados y sólo necesitas liberar un lateral para sacar y sentar al bebé en el carro. Sin embargo la espuma de protección, que resulta perfecta para las manos, también es todo un manjar irresistible para un bebé al que empiezan a asomarle los dientes. El nuestro ha mordisqueado hasta que ha conseguido perforar la espuma y despedazarla cachito a cachito. Al final decidimos prescindir del arco por miedo a que se tragara la espuma. Lo cierto es que en Buffalo el arco sirve más para transportar el propio carrito que como contención de seguridad, ya que los nuevos tirantes anclan al niño sin ningún problema al coche.

 

EL INTERIOR

El interior del carro puede aparecer un poco austero y áspero, el confort real el bebé lo encontrará en su propia ropa.  Esta consistencia resistente es todo un acierto conforme a nuestro criterio. Esta es una de las partes que más sufren de un carro sobre todo por las continuas manchas a los que está expuesta. Gracias a que se trata de un tejido altamente resiste a la abrasión en el Buffalo, podrás limpiar con un cepillo sin miedo a deteriorarlo. Ahora las tira verticales cuentan con almohadillas para evitar presión en los hombros del bebé y además permiten ajustes tanto de altura como de perímetro, algo un importante si vamos a caminar al monte con el peque, porque es la manera de que su cuerpo quede bien pegado al respaldo.

 

LA CAPOTA

La capota permite los tres niveles de cobertura de siempre: cerrado, con un módulo extendido o con dos, al que ingeniosamente han añadido un tercer módulo que se extiende abriendo la cremallera que libera un módulo extra. Este sirve para tapar del sol el rostro del bebé en las salidas y puestas de sol, momentos en los que la luz incide muy rasante o bien para dar una cobertura casi total en días de frío y viento sin miedo a que se dañe o vuelque el carro, porque está capota aguanta rachas realmente fuertes sin tan siquiera deformarse. Además, su montaje y desmontaje es infinitamente más sencillo que en el modelo anterior de la marca.

carrito-cesarlloreda--21

EL COFRE

Retomando el tema del cofre inferior (el porta-objetos situado debajo del carrito), en el Buffalo es más grande, de 45cm pasa a 57cm, pero sobre todo es mucho más practicable. Acertadamente han rediseñado su boca de acceso prescindiendo del cierre tipo saco. Raramente se suelen caer las cosas y además, han incorporado una rejilla de compresión a cada lado del cofre que permite guardar los objetos pequeños o delicados.

 

LAS RUEDAS

Las ruedas posteriores tienen un radio de 15cm, parecidos a los de la anterior versión Cameleon, sin embargo las delanteras crecen desde unos minúsculos 7 cm hasta casi igualar las ruedas delanteras, 12cm. Además, en el Buffalo tanto las ruedas traseras como las delanteras incorporan cubiertas macizas y sin cámaras, no como en las primeras versiones Cameleon en las que las ruedas traseras acababan pinchándose con el uso intensivo.

carrito-cesarlloreda--19

Gracias al aumento del radio de las ruedas y del uso de neumáticos, el carro rueda por todo tipo de aceras y supera los pequeños bordillos de los pasos de cebra sin inmutarse. El Buffalo apenas ha perdido maniobrabilidad respecto a un Cameleon, se mueve sobre su propio eje con una sola mano, y sin embargo rueda fluidamente por pistas e incluso por las zonas de arena mojada de la playa, aunque cuando la arena es más abundante hay que pasar de empujar a tirar de él porque se atasca. En caminos con grava no tiene problema alguno e incluso supera algún obstáculo de unos 15 cm de alto, como un tronco o alguna roca pegada al suelo. Es muy estable y apenas se retuerce incluso por terrenos con concierta inclinación lateral, aunque sus neumáticos, lisos, tienen sus limitaciones de agarre.

MONTAR Y DESMONTAR

Curiosamente, aunque una vez armado el Buffalo es más alto, ancho y largo que un Cameleon, plegado ocupa menos que su predecesor: 77cm frente 65cm, quedando el chasis y el cofre del Buffalo en un paquete de 65 de largo x 60 de ancho x 40 de alto, dimensiones de sobra para que entre en el maletero de cualquier utilitario y sobre espacio para el capazo sobre el chasis y más equipaje. Lo han conseguido haciendo que el fondo del cofre del Buffalo se enrolle sobre sí mismo, algo que no ocurría con el del Cameleon porque es rígido y necesariamente ocupa más volumen. De cualquier modo, en ninguno de los dos han conseguido que el contenido del cofre no se vuelque al plegar el chasis. También han logrado que la altura mínima del manillar del Buffalo pase de 89 a los 85 cm, la diferencia justa para que no haga falta desarmarlo si quieres meterlo de una pieza en el maletero de un monovolumen sin que tope contra la luna trasera. Plegarlo es muy cómodo, porque los resortes laterales y los nuevos tiradores del manillar son muy suaves, raramente se atascan, y como el peso de las ruedas está compensado, evita que se cierre violentamente como una trampa para osos. Si estás acostumbrado el Cameleon, resulta una gran sorpresa la primera vez que pliegas un Buffalo y descubres que puede hacerse de un modo controlado, con un suave y silencioso movimiento, incluso aunque el carro esté cargado con la bolsa del bebé en el manillar.

Precio aprox. 1.039 €

http://www.bugaboo.com/es

carrito-cesarlloreda--32

Te recomendamos

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

El espíritu de la maratón más internacional...

¡Supera el reto y conviértete en portada de Sport Life!...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...