Diez grandes errores al elegir la talla de la bici

Algunos ni siquiera saben que las bicis se venden en distintas dimensiones. Suponemos que no eres de esos, pero aún así puedes liarte con cuestiones de tamaño. Lee y aprende a elegir tu talla de bici.
Luis Muñoz (Revista BIKE) -
Diez grandes errores al elegir la talla de la bici
Diez grandes errores al elegir la talla de la bici

1- Mi longitud de pierna es igual que la longitud de pierna de mi novia que mide 10 cm menos que yo ¿Tenemos la misma talla?

Sí, pero no os sirve la misma bici. Una bici de hombre de la misma talla que una de mujer tendrá diferencias geométricas muy importantes que impedirán su adaptación. Además hay que tener en cuenta en los fabricantes que usan letras para designar las tallas que la S de chica corresponde a una XS de chico si medimos el tubo del sillín. Por tanto lo mejor es asegurarse con la medida de la pierna.

2- Mido 1,75 ¿qué talla es la mía?

Es un error muy común. Tu estatura puede ser orientativa y confirmativa pero nunca decisiva para escoger entre una y otra talla. Unas veces por prisa y otras por desconocimiento en las tiendas no te preguntan por otra cosa, pero lo ideal es que para elegir la talla el valor principal sea la longitud de la pierna y el "chivato" que pueda determinar entre dos posibles tallas la estatura.

3. A mí me gustan las bicis grandes y amplias o a mí me gustan más juguetonas y manejables.

No compres nunca una talla inferior o superior a la que te corresponde por razones como la maniobrabilidad. Es mejor adaptar tus preferencias sobre tu talla con una potencia más o menos corta y angulada o una tija recta o con retraso.

4. ¿Lo de las bicis de chica es puro marketing?

La geometría, desde luego que no. El puro marketing de las bicis de chica se queda en los colores y las decoraciones. No tengas prisa ni dejes que el de la tienda te la transmita al comprarte una bici si no la tienen en ese momento. Si presientes que intentan colarte lo que tienen ahí mismo busca una tercera opinión. Si no es tu bici al 100% espera una semana o dos o las que sean. El tiempo te dará la razón.

5. Es que me muevo por trialeras duras y prefiero que sea más pequeña para manejarla mejor.

Una talla más pequeña que la tuya no sólo tiene el tubo horizontal más lejos de tu "integridad sexual" además su potencia es más corta, la distancia entre ejes es menor, a veces es más vertical su tubo de sillín?Una bici una talla más pequeña puede dificultar que te des donde más duele pero también facilita que salgas por las orejas al no guardar una relación apropiada entre las medidas de la bici y las de tu cuerpo.

6. Según los cálculos es mi talla, pero para llevar el sillín donde debo subo la tija hasta arriba.

Atención, puede que las tablas que ves, para esa bici en concreto te puedan llevar a engaño. No olvides que estas tablas son orientativas. Muchas veces los fabricantes ofrecen una talla 17 basándose por ejemplo en la medida desde el centro del eje de pedalier hasta el tope del tubo del sillín cuando en realidad, el resto de medidas son más propias de la talla 15. Esto se puede dar en cuadros con un diseño particular, tanto en rígidas como en dobles. Por ello es conveniente que además de tu longitud de pierna y correspondiente aproximación de talla, tengas nociones de la longitud de tubo vertical que te sienta bien. Dominando estos dos parámetros el éxito está asegurado.

7. No voy nada a gusto en esta bici. Mira que es cara, pero yo creo que no es mi talla. A veces todo está en su sitio y somos nosotros los que cometemos el error de comprarnos algo que se corresponde a nuestros gustos. Igual que un Ferrari puede resultar un infierno como coche de ciudad, una carísima y buenísima bici de rally puede resultar un infierno para un emocionado biker que lo que busca es una buena bici para hacer rutas. No debemos confundir una bici alta de gama con una bici deportiva. Si vas a rutear y disfrutar busca algo bueno si puedes, pero que tenga una geometría cómoda.

8. Es que el niño va a crecer. Es una pena: mejor que la bici le dure.

Este error lo suelen cometer los mismos padres que van al trabajo solitos en un Mercedes de varios miles de euros mientras su mujer y sus tres hijos se la juegan yendo al colegio en un Seat Ibiza con quince años. La talla es fundamental pero en los niños incide directamente en su desarrollo corporal. El mercado de segunda mano, los hermanos y los primos pueden ser varios proveedores económicos de bicicletas adecuadas.

9. Me dejan una bici muy bien de precio pero es una talla más que la mía. Le cambio la potencia y la tija y todo solucionado.

En parte sí. Si sólo es una talla más que la tuya, puede que te adaptes más o menos con unos cambios no muy costosos. El problema vendrá cuando pruebes una bici mucho más barata que la tuya pero de tu talla y te des cuenta de que vas mucho más cómodo. El descuento no habrá merecido la pena.

10. La temible "bici de mi novio"

Se merece el 10 en los errores al elegir una talla. Nada como conseguir que las chicas se inicien en este deporte para que seamos un colectivo amplio y diverso. Sin embargo, nos la jugamos si permitimos que no salgan con la bici adecuada. La probabilidad que haya de continuidad aumentará con una bici que le esté como un guante. Las chicas que han empezado bien, con bicis económicas pero ?de verdad?, rápidamente le cogen el gustillo y se cambian a otra más potente, además, suelen ser cuidadosas con sus bicis. Échale un vistazo al mercado de segunda mano. Puede ser la compra de tu vida.

 

Te recomendamos

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

En noviembre queremos que cuides de ti...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

El espíritu de la maratón más internacional...