Los buenos propósitos para el año 2013. Versión Sport Life

Año Nuevo, vida nueva. El 2013 se presenta incierto y tristón, y es que mis lesiones van a acorde con la crisis mundial... pero no desespero ni me abato, nada mejor que hacer una lista con las cosas que me gustaría hacer este año, realista y positiva. Se aceptan sugerencias, ¡siempre que a mis rodillas les guste el plan!
redaccion -
Los buenos propósitos para el año 2013. Versión Sport Life
Los buenos propósitos para el año 2013. Versión Sport Life
Nutrición y deporte
Nutrición y deporte (blog de Yolanda Vázquez Mazariego)

“¿Entrenas para comer o comes para entrenar?“

Año Nuevo, vida nueva. El 2013 se presenta incierto y tristón, y es que mis lesiones van a acorde con la crisis mundial... pero no desespero ni me abato, nada mejor que hacer una lista con las cosas que me gustaría hacer este año, realista y positiva. Se aceptan sugerencias, ¡siempre que a mis rodillas les guste el plan!

1. Empezar a patinar. Sí, por mi cumple en octubre me pedí unos patines ante el agorero diagnóstico del traumatólogo al ver mi resonancia: si quería hacer maratones, mejor en patines. Pero... aún no los he estrenado, así que me pido a los Reyes Magos un curso con www.madridpatina.com para empezar desde cero y no tener más excusas.

2. Apuntarme a Crossfit de verdad. Mis devaneos con el crossfit son breves pero intensos. Y como me da miedo ganar kilos si bajo el kilometraje corriendo ¿por qué no apuntarme a dos sesiones de crossfit a la semana? La grasa se funde rápido y trabajo todo el cuerpo para no perder musculatura y evitar lesiones. Y no tengo excusa porque acaban de abrir un box aquí al lado del trabajo: http://urbanboxcrossfit.com/

3. Un reto solidario con www.mundocooperante.org. el 2012 me trajo a Mónica Batán, una deportista maratoniana que une cada reto solidario a uno deportivo, como correr un maratón por el Masai Mara para dar a conocer la problemática de las niñas que huyen de la mutilación genital en Kenia; hay que ayudarla ¿Cómo? Yo ya tengo mi pulsera masai contra la mutilación genital, por 5 euros emponderas a las niñas y las ex-mutiladoras al comprar su artesanía local y dar a conocer su problemática llevando la pulsera, además los diseños son muy originales.




4. Controlar mi alimentación. Sí, soy de comer sano, con mis ensaladas, mis verduras y todo a la plancha, pero ¡me pierde el chocolate! Siempre negro de 75% para arriba, con tanta crisis, cierres y estrés hay días que lo de no pasar de 3 onzas se acaba a eso de las 12 de la mañana. ¡Y no hay entreno que lo aguante! Así que empiezo el año quitándome kilos con una cura de chocolate: una semana sin nada, y a volver a mis 3 onzas como mucho al día.

5. Empezar bien el día. El 2013 me trajo una gran amistad... a partir de una entrevista de súpermamás deportistas en Sport Life conocí a Lourdes Torres. Una increíble mujer que pasó de no hacer deporte a hacer un Ironman en dos años. Después del artículo seguimos en contacto y nos hemos hecho buenas amigas, intercambiamos recetas, trucos, consejos angustias de madres y muchas risas. ¡Lo mucho que sabe de nutrición y de alimentación deportiva! gracias a ella he descubierto la cúrcuma... una raíz que hay que tomar cada mañana en ayunas y que te pone las pilas, aparte de que ha disminuido mis síntomas de alergia y no he pillado ninguna gripe... ¡sabe rara pero te acostumbras rápido!


6. Seguir con el método hipopresivo. Desde que mi loca amiga Moto Entrenadora me descubriera los abdominales hipopresivos hace un año no he vuelto a hacer un abdominal de los de antes. Ahora cada día dedico entre 15 y 20 minutos a hacerlos y no sólo he recuperado la cintura de antes de los embarazos, además me ayudan a centrarme cada día y a ser más consciente de mi cuerpo cuando hago deporte o cuando trabajo tantas horas sentada en el fitball. Moto sabe lo mucho que me ha costado cerrar el recto abdominal después de años de correr asi de mal dando por perdida mi  barriga... pero había una solución, menos mal, y ahora intento que mi 'faja abdominal' trabaje de forma insconciente cada día.


7. Correr con ChiRunning. Gracias a otro artículo de la revista que saldrá en Enero de 2013 pude probar el sistema del Correr Chi o Chirunning que tan de moda está en EE.UU. En Barcelona está Rebecca Smith de www.runnergise.com, instructora cualificada por el método de Danny Dreyer, que en una divertida e interesante clase frente al mar me enseñó la base de ChiRunning y corrigió mi técnica de carrer. Sorprendentemente, cuando hago chirunning no me duelan las rodillas... y además voy un poquito menos lenta... ¡que en mi caso anima mucho!


8. Hacer deporte en familia. Y es que la experiencia del Camino de Santiago en bici en familia este verano junto a la familia Montero-Dominguez ha sido increíble. Los niños disfrutaron y encontramos una forma de que se animaran a hacer ejercicio con amigos, durmiendo en albergues, aprendiendo geografía e historia... ¡se quedaron con ganas de pedalear más! Ya estamos pensando en otra ruta con los niños en el 2013. Se aceptan sugerencias y familias deportistas para unirse. El 2012 también fue el nacimiento del Sport Life Kids Festival, un día en el que mayores y pequeños disfrutamos de la familia y el deporte. Repetiremos más años, los padres deportistas estamos deseando que nuestros hijos crezcan y que se vengan con nosotros a entrenar, ¡somos así de pesados!


9. Cuidar a los demás. A mi pareja, a mis padres y hermanas, a mis hijos, a mis compañeros de trabajo, a mis amigas de toda la vida... ¿no os pasa que tenéis la sensación de que sobrevivís cada día sin tiempo para lo que importa! A mi sí, me da rabia pensar que soy capaz de sacar un rato para entrenar cada día, pero luego no llamo a mi madre en una semana... y qué decir de quedar con mis amigos... los whatssap se acumulan en el móvil con quedadas a las que no puedo asistir. Y es que los años me han mal-enseñado a priorizar: primero el trabajo, niños y deporte, y no hay un minuto para disfrutar, menos para dedicarme tiempo a mi... No sé como conseguiré este punto, pero algo tengo que hacer.


10. No dejar que los años y la crisis me hagan perder la inocencia y buena fé. Ay, no sé si a vosotros os pasa, pero antes era una persona dulce y sensible... ahora no sé donde se fue esa chica porque las malas experiencias y la falta de tiempo me han hecho más dura, resabiada y menos simpática. Y no quiero perder mis esperanzas, mi optimismo ni hacerme mayor. Pido perdón a los que he hecho daño este año y le pido al 2013 humildad, para seguir aprendiendo y seguir sonriendo como cuando era una niña.

Te recomendamos

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

El espíritu de la maratón más internacional...

¡Supera el reto y conviértete en portada de Sport Life!...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...