¿Puede ser el turrón mi barrita energética?

Mucha energía y que nace de ingredientes tan naturales como la almendra y la miel

¿Puede ser el turrón mi barrita energética?
¿Puede ser el turrón mi barrita energética?

Los turrones de toda la vida, tanto el de Alicante (“el duro") como el de Jijona (“el blando") son un alimento altamente energético ya que aportan unas 550 kcal por cada 100 gramos. Además se componen de ingredientes naturales y saludables como la almendra y la miel principalmente, además de azúcar, clara de huevo y la oblea en el caso del turrón duro.

Estos ingredientes le confieren una composición nutricional muy equilibrada especialmente gracias a la almendra, cuyo perfil lipídico es similar al aceite de oliva, es decir, se ajusta al perfil de la dieta equilibrada típicamente mediterránea. Además, estos dos turrones son ricos en ácido fólico, vitamina E y ácido linoleico y tienen 7 de los 9 aminoácidos esenciales gracias al huevo.

Si a todo esto le sumamos que son muy poco perecederos realmente podemos valorarlo como una opción para tener energía durante nuestra práctica deportiva. Pero no olvidemos que también hay otros factores que cuentan, sobre todo cuando requerimos a las barritas energéticas en momento de alta intensidad deportiva o con acceso limitado a ellas (como puede ser cuando vamos en bici y no queremos parar a avituallarnos). Ese caso influye mucho también el fácil acceso a las barritas y también su rápida digestibilidad algo que cuenta y mucho cuando vamos altos de pulsaciones.