Aprende a cocinar con Lékué

Lékué -
Aprende a cocinar con Lékué
Aprende a cocinar con Lékué

¿Sabes cocinar para conseguir la mejor conservación de los nutrientes y de los sabores de los alimentos? Lékué* te propone 5 consejos para conseguir la cocción ideal, aquella que potencia el sabor de los alimentos y mantiene casi intactas sus propiedades nutricionales, así como hacerlos más digeribles. 

1. Conocer las características de los alimentos. En una dieta equilibrada debe haber la máxima variedad de alimentos a fin de elaborar menús nutricionalmente saludables, y es necesario que conozcas las características de cada alimento para mejorar tu alimentación y escoger el mejor modo de preparación en cada momento, proceso esencial para mejorar y potenciar sus propiedades nutricionales. 

2. Escoge el tiempo de cocción adecuada. La elección del tipo de cocción está unida al resultado deseado (sabroso, saludable e higiénico). Optamos por una cocción líquida, para hervir o cocinar al vapor alimentos como la pasta, el arroz o las legumbres; o una cocción seca, para cocinar al horno o al papillote verduras, hortalizas, pescados y carnes blandas, ya que se cocinan con su propio jugo y evitan así la pérdida de nutrientes.

3. Utiliza el mejor gadget para la cocina. La tecnología también nos ayuda a conseguir una cocina sencilla y práctica que facilite la calidad de la cocción. Con los estuches de vapor (Lékué) se consiguen papillotes perfectas y rápidas al preparar los alimentos con el mismo calor del vapor de agua y/o en su propio jugo, conservando sus propiedades y evitando la pérdida de vitaminas y minerales, gracias a la cocción en seco, sin aceites, dejándolos al denté y con un contenido bajo en calorías. El Ogya (Lékué), una olla de diseño alta y compacta, es ideal para cocciones líquidas, que ahorra tiempo en la preparación de platos de pasta o arroz, sopa de pescado, cremas de verduras o almejas a la marinera. 

4. Controla los tiempos de cocción. Para evitar una cocción excesiva o que el alimento se reseque es imprescindible controlar los tiempos y favorecer una cocción uniforme, un buen truco es cortar los ingredientes en dados del mismo tamaño para lograr una temperatura constante y cocerlos al mismo tiempo.

5. Conservación correcta de los alimentos cocinados. En los tiempos actuales, es bueno tener siempre comida casera preparada para evitar picoteos insanos. Prepara los alimentos cuando tengas tiempo libre y guárdalos en la nevera o en el congelador, bien aislados, protegidos de los demás alimentos y siempre etiquetados. Nunca deben entrar en contacto ni con otros alimentos crudos ni con otros ya preparados. El tiempo máximo de conservación antes de su consumo variará dependiendo de si ha sido congelado siendo su máximo de tres meses o bien conservado en la nevera, por lo que se recomienda su consumo en un máximo de dos o tres días. Es muy importante también, nunca descongelarlos a temperatura ambiente (siempre en refrigeración) y recalentarlos asegurándonos que la temperatura del alimento sea suficiente.

 

Te recomendamos

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

El espíritu de la maratón más internacional...

¡Supera el reto y conviértete en portada de Sport Life!...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...