¿Y si al final llenarnos de pasta no fuera tan bueno?

¿Es la pasta la mejor opción para el deportista? Te proponemos la mejor estrategia nutricional para ganar fondo.
Yolanda Vázquez Mazariego -
¿Y si al final llenarnos de pasta no fuera tan bueno?
¿Y si al final llenarnos de pasta no fuera tan bueno?


La mejor estrategia nutricional para ganar fondo

Eso es lo que nos cuenta el Dr. Graeme Stewart, ganador del Celtman Extreme Triathlon 2013, nutricionista y convencido de que los alimentos altos en grasa tienen mucho que aportar sobre los carbohidratos.

El clásico idilio entre la pasta y la resistencia se tambalea antes las teorías sustentadas por el propio ejemplo práctico de este doctor deportista. Hagamos un repaso:

El ejercicio consume calorías procedentes de los carbohidratos y de las grasas, estas últimas más importantes en los ritmos lentos, siendo los primeros los preferidos de tus músculos cuando aceleras. La máxima cantidad de carbohidratos que almacena tu cuerpo, unos 400 g, te da para un máximo de 60 a 90 minutos de ejercicio de alta intensidad, insuficiente para un maratón o una ruta larga de bici. Imagínate que pudieras reducir tu dependencia de este combustible para que te durara más tiempo. De hecho, los atletas de élite queman más grasa a ritmos elevados que los deportistas ocasionales.

¿Y qué puedes hacer tú para ser un quemador de grasa más eficiente y reducir el límite de dependencia que supone la cantidad de glucógeno? Empieza por hacer tu dieta habitual más baja en carbohidratos y más alta en grasas saludables. Puede que a corto plazo te notes un poco más débil, pero no te llevará mucho tiempo acostumbrarte a entrenar con menos hidratos en el cuerpo. Tampoco hay que erradicar totalmente una comida abundante en pasta, una pizza, arroz… pero hay que darle variedad a la dieta, que no sea esto lo que comas todos los días, igual que haces variaciones en tu entrenamiento con series, cuestas, rodajes controlados, ritmo suave, etc.

Empieza con uno o máximo dos días por semana altos en grasa y bajos en carbohidratos, de 12 a 16 semanas antes del evento en el que quieras rendir. Sincronízalo con los días de ritmo suave, no con los más intensos. A medida que se aproxima tu cita, haz alguna sesión más intensa para ver cómo responde tu cuerpo a este cambio.

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Así es All Terrain, la nueva colección de New Balance para correr por el campo....

Joma lanza la edición más especial de sus zapatillas Storm Viper II para el maratón d...

Apúntate el 21 de noviembre en el calendario porque WellneX llega a Madrid, ¿vienes c...

¿Y si la mejor opción fuera un híbrido enchufable auto-recargable?...

La duda es más que razonable, pocos saben qué vehículo adquirir para tener menos rest...

Porque una hidratación óptima es imprescindible para un buen rendimiento, pero no sol...