Sophie Power, la ultramamá del Mont Blanc

Sólo tres meses después de dar a la luz, y dando de mamar en los avituallamientos, la corredora inglesa completa una de las carreras más duras del mundo
Fran Chico -
Sophie Power, la ultramamá del Mont Blanc
Sophie Power, la ultramamá del Mont Blanc

Si hacer los 171 km del Ultratrail del Mont Blanc, con sus es ya un reto mayúsculo, hacerlo sólo tres meses después de dar a luz y dando de mamar a tu hijo en los avituallamientos es ya una hazaña con mayúsculas. La protagonista de esta historia es Sophie Power (la verdad es que el apellido le viene perfecto). Inglesa, 36 años, es una corredora de montaña experimentada. De hecho, en 2014, después de años compitiendo, tenía los puntos necesarios para participar en el Mont Blanc (se consiguen finalizando en otras pruebas de ultrafondo) pero no pudo tomar la salida ya que estaba embarazada. Y no le guardaron su plaza para 2016. “Dijeron que no era lesión que estar embarazada era mi elección. Espero que esto cambie en el futuro”.

Inició de nuevo el proceso para conseguir los puntos que incluyo su participación en 2016 en la TransGranCanaria. A finales de 2017 se quedó de nuevo embarazada pero esta vez Sophie había decidido que esto no sería suficiente obstáculo para impedirle su sueño de estar en el Ultratrail del Mont Blanc. “Deje de correr al cuarto meses de embarazo pero he seguido entrenando con la elíptica, la máquina de escaleras y haciendo entrenamiento de fuerza hasta dos semanas antes del parto. No tenía tiempo que perder la llegada de su hijo. “Di a luz una tarde y al día siguiente caminé unos 10 minutos”.

Sólo tres meses de la llegada del pequeño Conrad, Sophie daba las primeras zancadas para superar los 171 km del Ultratrail del MontBlanc en el que además de la dureza del recorrido tuvo que afrontar el reto de la lactancia materna. “Conrad come cada tres horas. Durante el recorrido me iba sacando leche cuando podía. Fue un alivio llegar a Courmayeur y ver que tenía hambre”. Sophie ha dado una toma justo antes de salir y dio una segunda a las 16 horas de carrera, en el avituallamiento de Courmayeur, en el que dejó la imagen con la que ilustramos esta noticia y que ha dado la vuelta al mundo. Dando de mamar con una mano mientras que con la otra maneja el sacaleche”.

Tras 43 horas y 33 minutos de esfuerzo (20 horas más que la ganadora, la italiana Francesca Canepa), durmiendo apenas 20 minutos a lo largo de dos noches, Sophie, cruzaba la línea de meta llevando en brazos a Conrad, y de la mano a Donanacha, su hija mayor. “Me encanta ver cuántas mujeres lo han visto de forma positiva y se han sentido inspiradas para hacer lo que quieran siendo madres” dijo Sophie tras ver que su imagen se había convertido en viral y que su hazaña había trascendido del mundo del deporte.

Sophie Power, la ultramamá del Mont Blanc

Sophie Power, la ultramamá del Mont Blanc
Te recomendamos

Ecuestre e Ifema Madrid Horse Week te ofrecen la oportunidad de asistir a la Copa del...

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

El espíritu de la maratón más internacional...