Iniciación al judo para niños

El judo estimula la psicomotricidad, la disciplina y el respecto en los niños. Y tiene la gran ventaja de que puede empezar a practicarse desde una edad muy temprana. En este artículo te damos los fundamentos del judo para que los más pequeños aprendan sus principios divirtiéndose.
Sara Álvarez -
Iniciación al judo para niños
Iniciación al judo para niños

¿Alguna vez has observado a qué juegan los niños pequeños cuando disponen de una superficie mullida? Ya sea sobre el césped o sobre un colchón, los pequeños se abrazan instintivamente y tratan de derribar a su “rival”. Este es uno de los juegos más antiguos de la humanidad y constituye la base del judo y de muchos otros deportes de combate. Aunque el judo no sólo se ocupa del entrenamiento físico. Aprender respeto, compañerismo y disciplina resulta imprescindible para convertirse en un buen judoka.

El judo favorece el desarrollo de la fuerza, coordinación, velocidad, flexibilidad y equilibrio. Como no conoce de antemano los movimientos y reacciones de su compañero, niño también ve estimuladas su inteligencia y la capacidad de toma de decisiones. Por todo esto ha sido declarado por la UNESCO como la mejor actividad deportiva inicial para niños y jóvenes de 4 a 21 años. Y lo más importante… ¡es muy divertido! Tiene la gran ventaja respecto a otras artes marciales de que permite pasarlo bien desde el primer día.

Publicidad

La primera muestra de respecto hacia nuestros maestros, nuestros compañeros y nosotros mismos es llevar el judogi bien colocado. Es sencillo si te fijas bien.

Cruzo la solapa izquierda por encima de la derecha (la izquierda siempre tiene que ir por arriba, la etiqueta de la chaqueta te ayuda a acordarte) (1). Cojo el cinturón por el centro, de modo que ambos lados midan lo mismo (2). Apoyo el centro del cinturón en mi ombligo y llevo los dos extremos hacia mi espalda (3) donde se cruzan y vuelven a salir hacia delante (4). Uno de los dos extremos envuelve el cinturón de arriba abajo y de dentro a fuera (5)  y con el otro hacemos un nudo bien fuerte (6). ¡Ya estamos listos!

Publicidad

Empezamos y terminamos con una muestra de respeto. La disciplina y el respeto a nuestros compañeros y maestros es la primera lección del judo. Por eso todas las clases comienzan y termina con un saludo o rei, que también se repite al inicio y al final de los randoris (“combates amistosos”) que se realizan durante la clase. No sólo es una muestra de respecto, también de agradecimiento por las enseñanzas recibidas y la ayuda prestada por nuestros compañeros incluso cuando somos rivales.

Publicidad
  • Ushiro ukemi (caída hacia atrás)

Es la más sencilla de todas las caídas, útil cuando caemos derribados directamente hacia atrás.  Los niños comienzan a practicarla desde posición de sentados. Desde ahí se puede practicar lo más importante de las caídas: proteger el cráneo y ofrecer una superficie redondeada con la espalda, que nos permite rodar sin absorber el impacto.  

  • Desde sentados

Nos sentamos en el suelo con los brazos extendidos hacia delante y miramos el nudo del cinturón. De este modo evitaremos golpear en el tatami con la parte posterior de la cabeza y redondearemos la espalda. Ya en esta posición, nos dejamos caer hacia atrás. Y justo antes de hacer contacto con el cuerpo, golpeamos el tatami con las palmas de las manos y el antebrazo (sin apoyar los codos). Golpear es importante, porque permite transmitir la fuerza de la caída a través de los brazos y evita que se absorba el impacto con el cuerpo. 

  • Ya de pie

La técnica es la misma que desde la posición de sentados, pero ya hay más altura, así que debemos ser más cuidadosos con la posición de la barbilla y el golpeo. No hay que dejarse caer hacia atrás “en bloque”, sino dejarse rodar suavemente.

Publicidad
  • Yoko ukemi (caída de lado)

Es la caída por el costado. Muy importante cuando te marcan un yuko y muy útil, por ejemplo, cuando te caes de lado con la bici. Consiste en ofrecer una superficie redondeada con el lateral del cuerpo para que no se produzcan lesiones.

Nos colocamos de pie extendiendo el brazo del lado por el que vamos a caer (en este caso, el derecho). Dejamos deslizar la pierna de ese lado por delante de la otra, muy cerca del suelo (como si nos derribasen de lado). Y antes de tocar el suelo con el cuerpo, golpeamos el tatami con la palma de la mano y el antebrazo de ese brazo, para amortiguar el golpe. Observa como la barbilla está pegada al pecho y la parte de atrás de la cabeza no hace contacto con el suelo.

Publicidad
  • Mae zempo ukemi (caída de frente rodando)

Es la caída ideal. Aquella en la que, aunque caigamos de frente, somos capaces de rodar hacia delante para ofrecer una superficie redondeada con la espalda. De este modo no apoyamos manos, codos, hombros ni rodillas en el suelo. Tampoco la cabeza llega a hacer contacto con el suelo. Si te tiran así, en judo te han marcado un ippon y has perdido el combate, pero no te habrás hecho ningún daño. Es imprescindible dominar esta técnica por los dos lados para practicar con seguridad casi cualquier deporte… mucho más si te gusta la bici, el trail running o los deportes de equipo.

Vamos a explicarte como se hace por la izquierda, pero no se te olvide practicar también por la derecha. ¡No puedes elegir por qué lado te vas a caer! El gesto es justo simétrico por el otro lado.

Publicidad

Adelantamos la pierna del lado por el que vamos a caer (en este caso, la izquierda). La mano de ese mismo lado se acerca el suelo de modo que toda la espalda ofrezca una superficie redondeada. Nos dejamos caer rodando hacia delante, sin llegar a tocar el suelo en ningún momento con los brazos o la cabeza. Lo primero que toca el suelo es mi hombro izquierdo y después el derecho (ruedo por toda la espalda). Golpeo el suelo con la pierna derecha y la palma de la mano y el antebrazo derechos. Si la caída es muy fuerte, es incluso posible que el impulso vuelva a colocarme de pie, pero yo no me he hecho ningún daño porque he rodado sobre mi espalda.

Publicidad
Te recomendamos

En estos tiempos digitales que nos ha tocado vivir no hay nada como jugar para poder ...

En noviembre queremos que cuides de ti...

Nos invitan a probar gratis las nuevas Solar Boost de adidas en el RUN SOLAR 5K, ¿vi...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

El espíritu de la maratón más internacional...