¿Cuánto ejercicio hacen las personas con sobrepeso y obesidad?

¿Cuánto ejercicio hacen las personas con sobrepeso y obesidad?

Más de lo que muchos podrían pensar

Según los resultados de una investigación realizada por las enfermeras de la Escuela de Enfermería Western Reserve University de Frances Payne, las personas con sobrepeso y obesidad no son tan inactivas como parece, la mayoría hacen ejercicio para perder peso.

En un estudio publicado en la revista Journal of the American Academy of Nurse Practitioners, se ha analizado la cantidad de ejercicio que realizaban 175 personas con sobrepeso y obesidad, que acudían a clínicas de enfermería. Los participantes tenían 40 años o más y un índice de masa corporal (IMC) de 25 o mayor, en el rango de sobrepeso y obesidad.

Los investigadores se encontraron que el 29% de los encuestados llevaban haciendo ejercicio seis meses, el 39% hacían ejercicio regularmente y el 25% tenía previsto empezar a hacer ejercicio. Sólo el 12% no tenía en mente hacer alguna actividad.
El nivel de obesidad fue mayor de lo esperado, muchos pacientes tenían un IMC igual o superior a 31. Un IMC entre 25 y 29,9 se considera sobrepeso y las personas en o por encima de 30 se encuentran en el rango de la obesidad. Los individuos fueron agrupados en tres clases de obesidad, con base en los resultados del índice de masa corporal bajo (30 a 34,9), medio (35-39,9) y alta (mayor de 40).

Los resultados no eran los esperados, y resultó una novedad que los participantes realizaran más ejercicio motivados por la pérdida de peso. Quinn Griffin, una de las autoras comentó que este estudio muestra que sólo porque alguien tenga sobrepeso no debemos suponer que no está haciendo ejercicio.

Las personas con valores más bajos de IMC en el rango de obesidad tienden a hacer más ejercicio. Esta información está de acuerdo con otras investigaciones que han encontrado que cuanto mayor es el índice de masa corporal, las personas son menos activas, en general.

La novedad de este estudio es que está realizado por enfermeras, que son las que suelen ver a los pacientes para las visitas de rutina y controles de salud, por lo que tienen más oportunidades de ayudar a las personas con sobrepeso y obesidad y animarlas a comenzar a hacer ejercicio. Cambios como pequeños cambios como caminar, utilizar un podómetro, pasear con el perro, apuntarse a un grupo de ejercicio en el parque o a un gimnasio.

  • Fuente: Deborah Walton Smith, Quinn Griffin, Joyce Fitzpatrick. Exercise and exercise intentions among obese and overweight individuals. Journal of the American Academy of Nurse Practitioners, 2011; 23 (2): 92 DOI: