La vitamina B reduce el riesgo de cáncer

La vitamina B reduce el riesgo de cáncer

Las personas con niveles altos de vitamina B en la sangre parecen tener un menor riesgo de desarrollar cáncer de pulmón, incluso si son fumadoras, afirma un estudio

Específicamente, quienes tienen cantidades altas de vitamina B6 y de metionina -un aminoácido esencial que se encuentra en la mayoría de las proteínas- tienen 50% menos riesgo de sufrir la enfermedad, dicen los investigadores de la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer, en Lyon, Francia.
La investigación, en la que participaron cerca de 400.000 personas en 10 países europeos, aparece en Journal of the American Medical Association (JAMA) (Revista de la Asociación Médica Estadounidense).
La vitamina B6 se encuentra de forma natural en los frutos secos, el pescado y la carne. Aunque también puede ser consumida en forma de suplementos, los científicos no saben si éstos también pueden ofrecen una protección contra la enfermedad.
Hasta ahora, subrayan los investigadores, no fumar sigue siendo la mejor forma de reducir el riesgo de cáncer pulmonar.

Daño al ADN

Estudios en el pasado sugerían que las deficiencias de las vitaminas B en el organismo podrían aumentar las probabilidades de daños en el ADN y de las consecuentes mutaciones.

"La forma más importante de prevenir el cáncer pulmonar es dejar de fumar. Ninguna cantidad de vitaminas puede contrarrestar el riesgo que representa el tabaquismo"

Dra. Joanna Owens

Y según los autores, se ha demostrado que en muchas poblaciones del mundo occidental existen deficiencias altas en los niveles de esta vitamina.

"Debido a su importancia en el mantenimiento de la integridad del ADN y la expresión genética, estos nutrientes tienen un rol potencialmente importante en la inhibición del desarrollo de cáncer", afirma el doctor Paul Brennan, quien dirigió el estudio.

"Y ofrecen la posibilidad de modificar el riesgo de cáncer llevando a cabo cambios en la dieta", agrega.

Los investigadores analizaron muestras de sangre de 385.747 personas que participaron en el estudio EPIC (Investigación Europea Prospectiva sobre Cáncer y Nutrición) llevado a cabo entre 1992 y 2000 en 10 países europeos.

El estudio incluyó a personas que nunca habían fumado, a fumadores y a ex fumadores.

Para 2006, se identificaron 899 casos de cáncer pulmonar entre los participantes.

Los científicos encontraron que los participantes con niveles altos de vitamina B6 mostraron el menor riesgo de desarrollar la enfermedad.

También se encontró un riesgo bajo entre quienes tenían niveles altos de metionina en la sangre.

Se descubrió además que esta reducción en el riesgo era independiente de si los individuos nunca habían fumado, fumaron o fumaban.

Dejar de fumar

Los científicos creen que ya que el cáncer pulmonar sigue siendo una de las causas más comunes de muerte por cáncer en el mundo, los resultados de este estudio podrían ser una herramienta importante para la prevención.

Pero subrayan que es necesario llevar a cabo más investigaciones para confirmar si un aumento en los niveles de vitamina B en la dieta podría reducir el riesgo de esta enfermedad.

"Estos resultados son realmente interesantes porque nos ayudan a entender el proceso del cáncer pulmonar y podrían tener implicaciones para su prevención", afirma la doctora Panagiota Mitrou, del Fondo Mundial para la Investigación de Cáncer (WCRF) que también participó en la investigación.

"Pero aunque es un estudio importante, es vital que los fumadores escuchen el mensaje de que el aumento en su consumo de vitamina B no es, y nunca será, un sustituto para dejar de fumar", agrega.

Por su parte, la doctora Joanna Owens, de la organización Cancer Research UK, afirma que "aunque este estudio sugiere un vínculo entre los niveles de vitamina B en la sangre y una reducción en el riesgo de cáncer pulmonar, esto no comprueba que la vitamina B pueda proteger de forma directa contra la enfermedad.

"Los niveles de vitamina B podrían ser más altos en personas que consumen una dieta sana, y esto en sí mismo podría ayudar a reducir el riesgo de cáncer".

"La forma más importante de prevenir el cáncer pulmonar -agrega la experta- es dejar de fumar. Ninguna cantidad de vitaminas puede contrarrestar el riesgo que representa el tabaquismo".