Publicidad

Ansiedad por la comida: claves para picotear sano

Lo que te apetece comer te pueda dar pistas para resolver tus problemas nutricionales.
Yolanda Vázquez Mazariego -
Ansiedad por la comida: claves para picotear sano

Hay una relación entre alimentos y psicología. Cuando nos invade un ansia irresistible por un alimento concreto, puede ser un bombón, patatas fritas, e incluso un alimento sano como un melocotón, los científicos están descubriendo que estos anhelos de alimentos, esconden un significado psicológico. Aquí puedes ver que hay detrás de tus ganas de comer pizza.

Si se te antojan: Patatas fritas, aperitivos salados.

¿Cómo te sientes? Aburrid@ y dispers@.

¿Qué significa? Las ganas de tomar alimentos salados, se identifican con falta de concentración, por falta de minerales como el potasio, el fósforo, el sodio, magnesio o el zinc. Importantes para la transmisión del impulso nervioso. También puedes estar deshidratad@ por el ejercicio a altas temperaturas, y aunque has bebido agua, necesitas sales para rehidratarte adecuadamente.

¿Cómo puedes sustituirlos? Tomando bebidas con sales que te rehidraten adecuadamente.

Si se te antojan: Pan, pasta, arroz, patatas, zanahorias

¿Cómo te sientes? Estresad@, nervios@, ansios@.

¿Qué significa? Cuando aparece el estrés, nuestro cuerpo secreta hormonas para poner en marcha mecanismos de huida o ataque, por lo que nos pide alimentos ricos en energía para poder afrontar la actividad extra. Los alimentos que te apetecen, no sólo son ricos en carbohidratos, también producen un efecto calmante, debido a su capacidad para aumentar los niveles de azúcar en sangre de forma constante.

¿Cómo puedes sustituirlos? Escogiendo siempre alimentos integrales, y cocinándolos de forma ligera, sin salsas altas en grasas o cocinados al vapor (patatas hervidas, mejor que patatas fritas)

Si se te antojan: Chocolates, dulces

¿Cómo te sientes? Deprimid@, sol@ frente al mundo y sin ganas de hacer nada.

¿Qué significa? El chocolate no sólo es rico en calorías, también contiene una sustancia conocida como feniletilamina, que eleva los niveles del neurotransmisor de la felicidad: la serotonina. Además, esta sustancia aparece en nuestro cerebro cuando nos enamoramos localmente, por lo que al tomar chocolate, buscas el "subidón" de energía y ánimo que te da el primer beso y los primeros días de una relación.

¿Cómo puedes sustituirlos? Escogiendo chocolate puro y limitando su consumo a un par de onzas al día. El chocolate puro sólo contiene grasas vegetales del cacao, más sanas que el resto, y también te aporta flavonoides beneficiosos.

Si se te antojan: Leche, queso, productos lácteos

¿Cómo te sientes? Nervios@ y falta de atenciones.

¿Qué significa? Los lácteos son el primer alimento de nuestra infancia, y nos hacen sentirnos segur@s y confiad@s en brazos de nuestra madre. Además, la leche contiene un el aminoácido triptófano, que es un calmante y ayuda a dormir. También debes saber que los lácteos son muy ricos en grasa, y si sigues una dieta muy baja en grasas, puede que tu cuerpo esté demandando un mínimo de grasas para cumplir con sus funciones normales.

¿Cómo puedes sustituirlos? Escogiendo los lácteos desnatados y evitando los quesos ricos en grasas.

Si se te antojan: Ensaladas

¿Cómo te sientes? Deshidratad@, cansad@.

¿Qué significa? No sólo hay ansias por alimentos calóricos. Las ganas de comer ensalada son muy comunes en deportistas, especialmente en verano cuando es fácil deshidratarse corriendo bajo el sol. Tu cerebro te está pidiendo agua en realidad, y como las ensaladas vegetales tienen un alto contenido en agua, ganas vitaminas y minerales en el cambio

¿Cómo puedes sustituirlos? Sigue comiendo ensaladas y bebe más agua, zumos diluídos y líquidos con sales antes, durante y después del ejercicio.

Si se te antojan: Fruta

¿Cómo te sientes? Hinchad@, pesad@ y cansad@.

¿Qué significa? Cuando te apetece tomar frutas, tu cuerpo te está pidiendo potasio, un mineral que regula el contenido de agua en las células, y que evita que retengas líquidos y te hinches. Además, la fruta es un alimento rico en fructosa, un azúcar que te ayuda a elevar el nivel de azúcar en la sangre y aumenta la energía y fibra que ayuda a eliminar la pesadez y aligera tu sistema digestivo.

¿Cómo puedes sustituirlos? No hace falta porque está bien comer frutas, escoge frutas ricas en potasio como el plátano, los higos, el aguacate, y combínalas con otras frutas más ligeras (melón, albaricoques, sandía, melocotón, etc.) para no pasarte con las calorías.

Si se te antojan: lentejas, garbanzos, judías, guisantes

¿Cómo te sientes? Cansad@, muy canasad@.

¿Qué significa? Puedes estar baj@ en hierro, y tu cuerpo te está pidiendo que aumentes las reservas de este mineral, tomando legumbres ricas en hierro, proteínas y energía.

¿Cómo puedes sustituirlos? No te cortes, toma legumbres cocinadas con vegetales y evita añadir grasas animales en la cocción (chorizo, tocino, jamón, etc.)

Si se te antojan: Un chuletón, un filete, barbacoa

¿Cómo te sientes? Hambrient@ y carnívor@.

¿Qué significa? Las ganas de tomar carne, esconden la necesidad de proteínas para mejorar tus músculos y aumentar tus defensas. Para muchas personas, especialmente las de grupo sanguíneo O, la carne es imprescindible para vivir, y al comerla experimentan sensación de saciedad y seguridad.

¿Cómo puedes sustituirlos? Escogiendo las carnes bajas en grasas y ricas en proteínas y carne de aves, y cocinándolas a la plancha para disminuir la cantidad de grasas saturadas animales.

Y si todavía tienes ansiedad, puedes ir a nuestro foro y compartir tus experiencia en el club de los ansiosos.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.